Breaking

SUSCRIBETE ESTAMOS EN YOUTUBE

jueves, 20 de septiembre de 2018

Isaac no aportó agua a la presa Tavera-Bao


La situación de sequía se mantiene y la presa sigue bajando de nivel.
Santiago. A pesar de las lluvias que se registran en algunos puntos del país, la situación de suministro de agua sigue crítico en la provincia Santiago, debido a que la presa Tavera-Bao se mantiene en descenso.

De acuerdo con el gerente de operaciones de la Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santiago (Coraasan), Héctor Jáquez, ayer los niveles de Tavera-Bao se situaban a 315.25 meros sobre el nivel del mar, cinco punto menos que el día anterior, que era de 315.30.
Según Jáquez, aunque esto representa un déficit, se ha logrado que la situación sea menos dramática, luego de que, junto al Comité Nacional de Presas, se decidiera bajar la descarga hacia el río Yaque del Norte, destinada a cubrir la demanda de la junta de regantes de la Línea Noroeste.
Dijo que la situación de sequía se mantiene para esta zona, debido a que la tormenta Isaac se debilitó y no aportó las lluvias esperadas.
“Solo le aportó un poco de lluvia a la capital, pero en la cordillera Central, que es la que nos interesa s, sobre todo en la parte norte, no ha llovido, por lo tanto el complejo de la presa Tavera-Bao, que es la que nos suministra agua para el acueducto Cibao Central y el Nibaje, sigue en descenso, aunque un poco más lento”, precisó.
En espera de lluvias
El gerente de operaciones de Coraasan explicó que la parte activa de la temporada ciclónica comienza a pasar, pero espera que a partir de octubre pueda llover más.
Dijo que con el cambio de clima también desciende el alto consumo que se tiene actualmente y se podría estabilizar el suministro. El funcionario recordó que la Oficina Nacional de Meteorología (Onamet) ha pronosticado que posiblemente el final de año sea seco y, de ser así, el 2019 comenzaría con un nivel muy bajo, como pasó en el 2014-2015.
“Esa fue una situación que en su momento manejamos y ahora la estamos manejando. Yo creo la población de Santiago ha entendido que sí tenemos sequía un déficit en la generación de agua potable. En la actualidad estamos respondiendo con un programa de regulación y sectorización en el suministro y tratamos de cumplir con los usuarios para que cuando les decimos que el agua va a llegar dos veces a la semana, les llegue. Y ya lo entendieron, porque hasta la demanda de agua en camiones se ha controlado”, precisó.
Llamo a la población a tomar conciencia, ya que es necesario recuperar el agua para garantizarla a las generaciones futuras
Exhortó tanto al que la recibe por tubería, como de los camiones cisternas, a economizar el líquido o usarlo de forma racional
Llamó a cuidar el rió Yaque del Note, que ha sido una fuente de suministro durante más de 100 años.
Durante los últimos meses diversas comunidades se han manifestado por la falta de agua potable y han escenificado protestas en las calles para demandar mejoría en el servicio.
Inversiones
Las autoridades de Coraasan han atribuido la crisis a la prolongada sequía y al descenso de los niveles de la presa Tavera-Bao, lo que obliga a racionar el servicio.
Sin embargo, Coraasan ha informado que se hacen inversiones para mejorar el suministro y dentro de estas citaron la construcción de un acueducto en la parte oeste de Santiago.
Indica que cuando esto se materialice, residentes en Cienfuegos y zonas cercanas, unas 300 mil personas, se abastecerán de él. También se construye un tanque en el sector de Gurabo con el que se busca hacer más eficiente el suministro.
En Canca la Reina demandan agua potable
Residentes en la comunidad de Canca la Reina manifestaron que están desesperados por la falta de agua potable y que ya han agotado todos los recursos de lucha para que las autoridades atiendan sus reclamos. Como parte de ese proceso, ayer piquetearon las oficinas de Corporación del Acueducto y Alcantarillado (Coraasan), en el municipio de Licey al Medio. Amas de casa y dirigentes populares manifestaron que llevan meses sin recibir el servicio de agua y que esta carencia se suma a otros males sociales que afectan esa zona. Se quejaron de que las autoridades policiales no les permitieron manifestarse con libertad en el día de ayer y que reprimieran su manifestación.